09/27/21

Un millón de euros: El gobierno alemán financiará la investigación de un asiento inteligente para sillas de ruedas

Un técnico de Ottobock muestra un cojín a una usuaria de silla de ruedas
Un técnico de Ottobock muestra un cojín a una usuaria de silla de ruedas

Ottobock recibe una subvención para SITiN

El Ministerio Federal de Educación e Investigación de Alemania (BMBF) financia un proyecto de investigación de Ottobock. El BMBF apoya SITiN, un proyecto conjunto lanzado por el departamento de Movilidad de Ottobock, con un importe de alrededor del millón de euros. En colaboración con la Universidad de Dresde, el objetivo es desarrollar un "asiento inteligente para jóvenes usuarios de sillas de ruedas". El Dr. Arne Hothan, director de producto, ha puesto en marcha el proyecto junto con su equipo. "Nos embarcamos en un nuevo capítulo de la movilidad humana", afirma. "El proyecto se dirige hacia nuevas direcciones en términos de personalización y digitalización y el objetivo es dar a los jóvenes usuarios un asiento que les proporcione un apoyo fiable".

Previsto para los años 2021 a 2024, este proyecto que ha recibido financiación pretende permitir un apoyo postural personalizado que pueda adaptarse fácilmente tanto a lo largo del día como a medida que el cuerpo del usuario crece. "Las soluciones de asiento convencionales no suelen ser ideales para los usuarios que siguen creciendo. O bien son muy personalizadas, en cuyo caso el producto tiene una vida útil corta y no se adapta a las necesidades del usuario, que cambian a diario; o bien se requiere un gran esfuerzo para ajustar los asientos y a veces sólo proporcionan un apoyo asimétrico inadecuado", señala Hothan. Christian Stenske dirige Movilidad como director general. Considera que la financiación es un paso clave hacia un concepto de tratamiento holístico en Ottobock. "Queremos ofrecer a nuestros clientes el mejor apoyo posible, no sólo en determinadas situaciones, sino a lo largo de todo su recorrido", afirma Stenske. "Con este producto, estamos creando formas de proporcionar un tratamiento digitalizado y personalizado que se adapte a las necesidades del paciente".

El amplio apoyo externo que ha recibido el departamento de Investigación y Desarrollo de Ottobock pone de manifiesto que el equipo está trabajando en proyectos de gran relevancia para el futuro. Otro caso actual es el proyecto de innovación iFab4.0, que ha recibido una subvención de hasta un millón de euros del programa de apoyo a la innovación del estado federal de Baja Sajonia. Ottobock aprovecha esta financiación para avanzar en el campo de las prótesis personalizadas para pacientes mediante procesos digitales e impresión 3D.